Entrevista a Guillermo Cánovas, presidente de Protégeles

Estándar

*Publicado originalmente en Yahoo Finanzas

Guillermo Cánovas, presidente de la asociación Protégeles, lidera esta organización sin ánimo de lucro con una gran preocupación en mente: la seguridad de los menores en la red.

Desde la creación de esta asociación en el año 2002 han recibido miles de denuncias con diversos casos. Los más habituales son los de contenidos inapropiados en la red, el acoso escolar y sexual, el sexting, las tecnoadicciones y la ciberdelincuencia.

Para combatir estos y más problemas, Protégeles cuenta con diversas líneas de actuación, como nos cuenta el propio presidente. Explica que desarrollan tres vías por las cuales combaten los peligros de internet. La primera es a través de una ‘Hot line’, una línea telefónica que recibe alrededor de unas 3.500 denuncias al mes, donde el ciberbullying es el caso más repetido. La segunda vía que han desarrollado es una línea de ayuda, la llamada ‘Help line’ y que cuenta detrás con un equipo de profesionales que dan apoyo a los propios menores, a los padres y a centros escolares, uno de los pilares de sus actividades. Y precisamente en ellos se cimenta la tercera vía, que es la formación y que amplía su radio de acción hasta formar también a los cuerpos de seguridad del Estado.

Cuando se habla de la falta de seguridad en la red, el foco se traslada a las nuevas formas de relacionarse de los jóvenes, principalmente mediante plataformas de chat y redes sociales que les ponen en contacto de forma instantánea y virtual.

Preguntado por este cambio en el modo de entablar amistades, Guillermo asegura que lo que realmente cambia es el entorno, pero no el objetivo. Insiste en que no es malo que los jóvenes hablen, chateen y se diviertan, pero que hay que poner el foco en su concepto de privacidad. Apunta que se tiende a pensar en la inconsciencia como motivo de sus actos, pero defiende que los menores si valoran las consecuencias de la seguridad en internet aunque triunfa la popularidad que puedan ganar con una foto.

Pese a la gran importancia de las redes sociales, Cánovas asegura que entre los menores existe ahora una caída brusca porque consideran que se está pasando de moda. Redes tradicionales como Tuentiy Facebook cada vez son menos atractivas para los usuarios jóvenes.

En su lugar, servicios de mensajería instantánea como Whatsapp o Line toman la delantera y atraen cada vez más a este público, que viene en busca de un contacto inmediato y la posibilidad de formar grupos.

Pero sobre estas últimas Guillermo denuncia la grave falta de seguridad que suelen tener la mayoría de estas aplicaciones. Algunas de ellas incluso carecen de política de privacidad o no aclaran los sistemas y criterios usados para almacenar datos. 

Entre las aplicaciones que han triunfado por su supuesta seguridad se encuentra Snapchat, el servicio de mensajería instantánea cuyos datos se borran en cuestión de segundos. Pero, como bien añade Guillermo, haciendo un simple pantallazo el material queda guardado para siempre.

Aunque se trabaja cada día más en mejorar la seguridad de los menores en la red, se siguen dando situaciones  bastante duras y que ponen de manifiesto que aún queda mucha más labor por hacer. Como nos contesta Guillermo al ser preguntado por algún caso que sorprendiera por su dureza, nos cuenta la historia de una joven adolescente que seguía páginas sobre autolesiones. La chica acudía a sesiones con su psicóloga, a la que confesó el motivo por el que iba siempre en manga larga, incluso durante el verano. El motivo eran unos quince cortes que se hizo con un cúter en un brazo y las quemaduras en el otro.

Ante todo esto Protégeles, en busca de soluciones, considera que los padres y los centros escolares juegan un papel fundamental en la seguridad online de sus hijos o alumnos. En busca de una mayor visibilidad y concienciación sobre el tema, la asociación encabeza en España la iniciativa mundial del Día la Internet Segura, poniendo el foco en el colectivo más vulnerable: los menores.

Anuncios

Entrevista a Ziomara Morrison, exjugadora de la WNBA

Estándar

*Publicado originalmente en Actualidad24.net

Ziomara Morrison es una jugadora de baloncesto chilena que actualmente milita en el Basket Rivas Ecópolis, tras su periplo en los San Antonio Silvers de la WNBA, hazaña por la que fue pionera en su país. Ahora, lucha con su equipo por ganar la Liga Femenina y llegar lo más lejos posible en la Euroliga, trofeo que Zio (así la llaman sus compañeros) quiere ganar a toda costa

Pregunta: ¿Cómo describirías tus inicios en el mundo del baloncesto en Chile?

Yo empecé por casualidad a los 11 años, fui a acompañar a mi hermano a unas pruebas para él. Le acompañé y un entrenador me vio, me miró, dijo que era muy alta y me invitó a entrenar. Tenía 11 años y ya medía un metro ochenta y algo…. Así empecé a entrenar y ya no he parado.

Respuesta: Tu padre también era jugador de baloncesto. ¿Influyó a la hora de que empezaras a jugar?

R: En absoluto, porque yo no viví con mi padre así que no influyó para nada.

P: Su primer recuerdo baloncestístico, ¿cuál es?

R: Mi primera entrevista antes de irme a Italia. Recuerdo que mi madre me llamó cuando estaba en el colegio y me dijo “¡Te he pedido hora en la peluquería!”. Yo le pregunté que por qué y me contestó que “¡Porque vienen a entrevistarte!”. Era muy pequeña y para mí una entrevista era algo muy lejano. Que viniera mi madre y me dijera eso me impactó mucho.

P: Muy joven, con 15 años, partiste a Italia a jugar a baloncesto. ¿Qué tal se dio esa experiencia?

R: Muy enriquecedora. Aprendí mucho, empecé entrenando con el primer equipo desde los 15 años. No había otra opción, ya que en Chile no había ninguna liga profesional.

P: ¿Te supuso un cambio de cultura muy grande o te adaptaste bien desde el principio?

R: Creo que me adapté bien porque iba muy mentalizada a lo que iba, jugar al baloncesto y terminar mis estudios. Eso me sirvió mucho.

P: Luego llegaste a España, jugando en Burgos y ahora en Rivas. En general y basándote en tu experiencia, ¿qué nivel crees que tiene la liga femenina?

R: Tiene un nivel alto, igual un nivel más bajo que el año pasado, pero sigue siendo de los mejores de Europa.

P: ¿Por qué crees que ha bajado el nivel?

R: Por el tema económico que está teniendo España principalmente.

P: ¿Y os veis afectadas por ello?

R: En el club no he visto ninguna complicación, y espero que no la haya.

P: Si pudieras, ¿qué cambiarías de la liga?

R: La haría un poco más corta, en vez de jugar una vez por semana en el campeonato español.

P: Pasando a la WNBA. ¿Ha encontrado mucha diferencia respecto a la Liga Femenina? ¿En qué aspectos?

R: Muchísima diferencia. La WNBA es otro mundo y el nivel es muy alto, sobre todo físicamente. El tema de los pabellones es muy distinto, hay siempre un show y nos iban a ver unas 8.000-9.000 personas en cada partido.

P:¿Cómo era pasar a enfrentarse a grandes jugadoras del basket femenino como Sue Bird, Tamika Catchings, etc…?

R: Es un gran reto, enfrentarse a las mejores del mundo es algo impagable.

P: Usted compartió vestuario con Sophie Young o Becky Hammon. ¿Qué aprendió de jugadoras así?

R: He aprendido muchísimo, ya que no solo son grandes jugadoras sino que son excelentes personas y compañeras. Siempre estaban apoyando y tratando de enseñar de su experiencia. Creo que es algo que no muchas tienen, y ellas sí.

P: Entre la NBA y la WNBA hay grandes diferencias. Entre una liga y otra, el salario mínimo es más de mil veces mayor en favor de la masculina. ¿Qué le parece esta situación?

R: Es una injusticia en toda regla. Aunque ya se sabe que el deporte masculino siempre tiene mucho más seguimiento, tiene más afición. Lamentablemente es la realidad y espero que algún día cambie.

P: Y para que esto cambie, ¿debe cambiar la sociedad o las ligas son las que tienen que dar el paso?

R: Yo creo que es trabajo de ambas partes. Los clubes deberían apoyarse entre sí. Por ejemplo, en un partido masculino hacer promoción del femenino o que el abono sirva para los dos equipos.

P: ¿Le gustaría volver a la WNBA?

R: Por supuesto. De hecho ya me han dicho que cuentan conmigo para el próximo año.

P: A lo largo de tu carrera, ¿en qué jugadores te has fijado como ejemplo?

R: Nunca me he fijado en nadie en especial, sino que si veo a alguien con una habilidad o algo que me guste, trato de practicarlo y mejorar en este aspecto. Sólo conocía a Michael Jordan porque vi Space Jam y porque lo conocen todos.

P: ¿Qué quinteto harías de jugadores históricos o de los que te hayas enfrentado?

R: Yo te puedo decir con las que haya jugado, porque no soy una seguidora de la historia de la WNBA o NBA. Elegiría a Sue Bird, Becky Hammon (quien ya jugó en Rivas), Seimone Augustus, Sophie Young y Tina Charles.

P: Un propósito para el 2013.

R: Volver a la WNBA, teniendo más minutos y adaptándome mejor, porque es difícil. Sobre todo seguir mejorando. Y con el Rivas Ecópolis, ganar todo, incluso la Euroliga. Hay gente que dice que no le importa, pero a mi sí.

Esto ha sido todo, muchas gracias.

Gracias a vosotros.